Advertencia: Este Blog contiene material dirigido a un público adulto e incluye desnudez, lenguaje vulgar y alusiones de tipo sexual. Se recomienda orientación paterna.

jueves, noviembre 07, 2013

Hoy critico yo: Thor, El Mundo Oscuro


Si hubiera que señalar la película más floja de la primera Fase de Marvel Studios, esa sería Thor de Kenneth Branagh. Aún con el buen hacer del director británico, culpable máximo de dotar a Loki (Tom Hiddleston) de una profundidad y un aire Shakespeariano sin igual (habría que aplaudir sin descanso por ello), la sensación general era unánime, sobraba el metraje del desierto de Nuevo México.

Marvel, conocedora, no solo de su basto universo, sino del gusto del público (en general), abre un poco más el abanico que nos ofrece la mitología nórdico marveliana, para mostrarnos lo que queremos ver en pantalla: Asgard y los Nueve Reinos en todo su esplendor, poblados de maravillosas y peligrosas razas que hagan, de nuevo, frente a los Asgardianos (cómo en su día vimos a los Gigantes de Hielo), ver una cruzada sin parangón de los Tres Guerreros y Lady Sif, escudando a su máximo guerrero, Thor.

En los albores del tiempo, Bor, Padre de Odín, derrotó en Svartalfheim, hogar de los Elfos Oscuros, a Malekith (Christopher Eccleston), obsesionado con devolver a la oscuridad a los Nueve Reinos gracia al Eter, materia que traería la destrucción de todo mundo conocido. Escondido el Eter en un lugar donde nadie pueda llegar a él, dado por muerto Malekith, la única amenaza actual del Reino Eterno es Loki y sus juegos de traición.

Con Alan Taylor (Los Soprano, Juego de Tronos) a los mandos de la silla de dirección, esta epopeya de aventuras, con grandes momentos de Space Opera, mezcladas con intrigas palaciegas, es la nueva oportunidad de ver a Thor (Chris Hemsworth), ya libre del peso que supone presentar al personaje y de competir en pantalla con el plantel de Vengadores, para alzarse cómo un gran héroe y futuro rey de Asgard, que sigue llorando a su amor, Jane Foster (Natalie Portman).

El mundo creado por Stan Lee y Jack Kirby, mestizaje entre el mundo medieval y elementos futuristas (magia y ciencia), resulta un buen caldo de cultivo de todo tipo de géneros, de ahí que mientras estás viendo la película, te embarga la sensación de recordar la última película de Star Trek: En la Oscuridad o que los propios Elfos Oscuros tienen posos de Klingon, además de ver cómo la estructura de la película es una revisión de El Imperio Contraataca, salvando claro está las distancias, por lo que presenta, antesala de la tercera parte de la saga y, posiblemente, Los Vengadores.

A pesar del buen entretenimiento que es esta película, con grandes batallas, esa imponente Asgard que bebe de los diseños de Kirby, del lucimiento del Doctor Erik Selvig (Stellan Skarsgård) y Darcy (Kat Dennings) en todos sus planos, Thor: El Mundo Oscuro adolece de una falta de aprovechamiento de todos los recurso puestos en pantalla, para dar más cabida a la insulsa historia de amor entre Thor y Jane (que no poseen ninguna química entre ellos), que a la lucha de poder entre Loki, Thor y Malekith.

Empezando por lo poco aprovechado que está el villano de la función, de igual modo que Cráneo Rojo en Capitán América, pareciendo el extraño Kurse mucho más amenazante que su propio líder; el papel de los Tres Guerreros útiles para hacer bulto en las batallas de la película, o Lady Sif, florero únicamente utilizado para mostrar celos del amor de Thor a Jane, son algunos de los pecados que tiene el guión, que además, nos regala los mejores momentos del metraje con las puntuales apariciones de Loki (que se lleva las mejores frases y escenas), o Heimdall (Idris Elba), catalizador de toda la rebelión contra los Elfos Oscuros.

Habría que destacar el papel de Rene Russo y Sir Anthony Hopkins, Frigga y Odín respectivamente, ya no solo por dar lustre al cartel, sino por la importancia que sus personajes tienen en el presente y en el futuro de la saga, aún cuando Hopkins presenta ya una edad y torpeza física difícilmente disimulada, pero que es capaz de asimilar en su personaje.

Thor: el Mundo Oscuro, cómo he dicho en el Twitter del Podcast de ELHDLT, posee lo mejor y lo peor de la serie Juego de Tronos y de Hora de Aventuras. Diversión y momentos hilarantes que llegan al absurdo, capaces de encajar entre si.

4 Comments:

Blogger Samu said...

me encanta el remate del texto!
:D

noviembre 08, 2013 10:53 a. m.

 
Anonymous uno que pasaba por aquí said...

Lo suscribo.

noviembre 19, 2013 1:08 p. m.

 
Blogger Markitos said...

La influencia de Finn y Jake es muy grande.

noviembre 29, 2013 10:44 a. m.

 
Anonymous pepe pedro said...

¿de dragones y mazmorras no hay nada?

diciembre 10, 2013 2:11 p. m.

 

Publicar un comentario

<< Home